Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Manuel García Cienfuegos
Última actualización 20:42
Miércoles, 2 septiembre 2015

Toca enferiar

Llega el preludio del gozo bajo la hermosa carrera que nos regala la liturgia amistosa de la vida. Porque es la Feria. Porque en la portada del Real una jovencita implora, “papá, ¿no puedo quedarme un ratito más?”. Porque tendremos otro año más el turrón que trae el puesto de Nicasia. Porque está aquí, porque ha venido nuestra Feria.

El cantante Emilio José, en la Caseta Municipal cantando “Soledad, es tan tierna como una amapola, que vivió siempre en el trigo sola”. Los fuegos en el Campo de La Rosa. El Teatro Alegría, con las actuaciones de Juanito Valderrama, Dolores Abril y Antonio Molina. Las actuaciones en la Caseta Municipal  de Raphael, Los Morancos de Triana, Silvia Pantoja, La Unión, Alberto Cortez, La Década Prodigiosa, Olé, Olé, El Fari, Isabel Pantoja, Dyango, Georgi Dann, Radio Futura, Azúcar Moreno, Massiel, Loquillo, Cruz y Raya, María Jiménez, Manolo Escobar, Víctor Manuel y Ana Belén y Amistades peligrosas. El puesto de juguetes de Isabel, que era de Malpartida de la Serena. Las carreras de camareros con la bandeja en la mano. Los fotógrafos haciendo fotos a los niños y a las parejas en los cacharritos. El Teatro Muñoz Seca, instalado junto a los pisos de Invecosa, en el que tras la representación de la obra había variedades y se recitaban poesías como el Hijo de la Romera, “diecisiete añitos tiene el hijo de la Romera, diecisiete añitos buenos, como un ramo de azucenas, y diecisiete campanas que repicarán a fiesta”.

Los novilleros Antonio Garcia Galán, Andrés Araes “Pedrés II”, Manolo Muriel y Manolo Vigo, toreando en la plaza portátil llamada “El Toreo”. Las Paquiras, Soledad Montes, Juanito Valderrama, Los Delfines, Los Tarantos y Los Intocables, que actuaron en el Cine Emperatriz, durante la feria, y la Niña de Huelva y Pepe Moreno, niño de Guillena, en el Salón Moderno. El puesto de turrón de Enrique y Carmen. Los fuegos artificiales cuando se lanzaban desde el atrio de la iglesia, que obligaba a los feriantes de los puestos sacar cubos de agua y escobas por sí caía algún cohete sobre el techo, entonces algunos de lona. La Guardia Civil con el coche dentro de la plaza portátil, anunciando por el altavoz del mismo que la corrida iba a demorarse porque faltaba un rejoneador que venía de camino. Los rejoneadores Fermín Bohórquez, Luis Domeq, Andy Cartagena, Joao Moura, Leonardo Hernández, Rui Fernández, Álvaro Montes, José Luis Hernández y Diego Ventura, en la plaza portátil, y los toreros Manolo Bejarano, El Cartujano, Javier Solís, Ambel Posada, Sánchez Cáceres, Francisco García “El Poli”, Luis Miguel Calvo “Juncal”, el torero de la serie de televisión del mismo nombre, junto con Paco Rabal y Rafael Álvarez, “El Brujo”, y el novillero Julio Parejo. El grupo de forçados de Arroches (Portugal), haciendo la pega en la plaza portátil. El humo del anafre de los churros.

Las atracciones del pulpo, el zig-zag, el látigo, la ola, los coches eléctricos y la casa de los espejos, en el que te veías muy alto, muy bajo, muy delgado y muy grueso; con poca cabeza y mucha; con los brazos y piernas muy largos y muy pequeños. El trofeo de Armería y Explosivos Cristóbal Pérez, que se disputaba en las tiradas al plato para los tiradores locales. La exhibición del Parque de Bomberos de la Diputación en el atrio de la iglesia. El baile por sevillanas, “Pastillas de jabón, a real, pastillas de jabón, vámonos pa la feria, cariño mío y lo tiré al pozo, mi alma, lo tiré al pozo”. El escudo de Montijo hecho con varillas de hierro y bombillas de colores que ponían al comienzo de la calle Castelar con la Plaza de España. Las actuaciones de Rocío Dúrcal y sus mariachis, Mari Carmen y sus muñecos y Juanito Navarro con doña Croqueta. Antonio Chenel “Antoñete” y Victoriano de la Serna, toreando en la feria. Las ruedas de los fuegos artificiales. Chacha, chacho, que os dejo, que digo que toca enferiar, que algo tendremos que enferiar. 

Crónicas de un Pueblo • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados.